jueves, 4 de diciembre de 2014

El drive-in funerario

La semana pasada, leí una pequeña nota en Le Monde Magazine que no sé si me entretuvo o me estremeció.
Una funeraria estadounidense en el estado de Michigan, propone un nuevo servicio « drive-in »para que las familias puedan despedirse de sus fallecidos de manera muy rápida. El conductor y los ocupantes del coche disponen de tres minutos para contemplar por última vez el féretro abierto desde el otro lado de una ventana, tal como sucede en los sitios de compra de comida rápida. Al cabo de los tres minutos, se cierran las cortinillas automáticamente y un vehículo fúnebre se lleva la caja hasta su destino final.
¿Todo muy limpio, no? ¿En qué sociedad vivimos si tampoco somos dueños de nuestras despedidas, si hasta las últimas despedidas que tenemos con nuestros fallecidos tienen que ser rápidas y cronometradas, desprovistas de toda emoción?


http://www.publimetro.com.mx/vida/funeraria-crea-ventanilla-para-despedirse-de-fallecidos-desde-el-auto/XeSnir!tnt4SQKnYJeGb_QSaQpuDg/

1 comentarios:

jessica BARNA dijo...

...en una sociedad en la que el tiempo es oro, y vale más que la vida humana, desgraciadamente. ¿qué tal si hoy nos paramos cinco minutos y miramos a nuestro alrededor?

Publicar un comentario